Jóvenes extremeños, de la apatía a las urnas

  • Desde las elecciones autonómicas y municipales de 2011 más de 46.000 jóvenes extremeños han cumplido 18 años y se suman al censo electoral para poder votar a su alcalde y presidente de la región dentro de un mes

  • Todos los indicadores hablan de que la participación de los jóvenes será mayor debido a la crisis y también por la aparición de nuevas formaciones políticas

  • FUENTE: J. López-Lago @hoy_lopezlago EXTREMADURA. Publicado en el Periódico HOY 3 mayo 2015 – 08:32

Esta semana el profesor de Sociología Marcelo Sánchez Oro (Presidente de ACISE), que imparte clase en la Facultad de Turismo y Empresariales de la Universidad de Extremadura, preguntó a sus alumnos si tenían pensado votar. De 26 jóvenes, 21 dijeron que sí, de los cuales 16 ya tenían decidido a quién irá a parar su voto. Pero hay que apuntar que solo 15 de estos 26 alumnos sabían exactamente qué se votará el próximo 24 de mayo, elecciones autonómicas y municipales.

Jóvenes extremeños, de la apatía a las urnas

Más de la mitad de estos alumnos encuestados por su profesor tienen entre 18 y 20 años, por lo que seguramente sea la primera vez que acudan a una urna. En general, creen que votar sí sirve de algo pues respondieron afirmativamente a esta pregunta 23 de los 26 estudiantes. Sin embargo, 19 de ellos admitieron no conocer la propuestas de los partidos políticos extremeños sobre el turismo y la empresa, que son las materias que ellos estudian en la carrera que han elegido.

Todos los indicadores hablan de que los jóvenes son un sector de la población despegado de la política. Sin embargo, la tendencia está cambiando, según otras encuestas con muestras más amplias que usan otros indicadores.

La crisis económica, la aparición de nuevas formaciones con caras nuevas, y, en general, el espacio que está ocupando en los medios la gestión de lo público están llevando a los menores de 25 años a hablar de política cada vez con más naturalidad. Unos lo harán introduciendo cuestiones en sus tertulias sobre las que deciden los políticos; otros simplemente acudiendo a votar.

De cara a las elecciones municipales y autonómicas del próximo 24 de mayo, hay 10.326 jóvenes extremeños que están llamados a las urnas por primera vez desde las pasadas elecciones europeas del 25 de mayo de 2014. Todos ellos acaban de ser inscritos en el último censo electoral. Respecto a las elecciones municipales y autonómicas del 22 de mayo de 2011, y que por tanto debutan en este tipo de comicios, la cifra sube a 46.503 jóvenes. De los que estudian, la mayoría está en segundo de Bachillerato o en la universidad, en primero de carrera.

Falta confirmar este interés creciente con los datos de participación de esa jornada. En las últimas elecciones autonómicas la participación general rondó el 76% en la región. Según varios indicadores, el próximo 24 de mayo crecerá, sobre todo en el tramo de edad más joven.

De momento, el estudio más reciente que relaciona a jóvenes y política es el publicado por el Centro Reina Sofía sobre Adolescencia y Juventud. Es cierto que cuestiones como la política o la religión están entre los asuntos a los que los jóvenes de entre 15 y 24 años le conceden una mínima importancia, muy por debajo de cuestiones como las buenas relaciones familiares o el bienestar en la salud, la vida sexual y laboral, que es lo que más les importa según este estudio.

Sin embargo, comparando la evolución de los valores finalistas, en 2008 eran un 31,9% los que consideraban la política muy o bastante importante; en 2010 era el 33,7%; y en 2012 este índice había subido hasta el 36,9%.

Otros datos que también maneja el Centro de Estudios Reina Sofía, con encuestas del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) y el Instituto de la Juventud de España (IJE), en este caso con personas de 18 a 25 años, indican que en 2008 el 26,9% tenía bastante o mucho interés en política, en 2010 era el 33,6%, en 2012 el 40,7%, y en la actualidad se ha tocado techo con el 41,4%.

A grandes rasgos, la conclusión es que el joven de hoy se acerca más a la política que el de hace seis o siete años.

Además, manejan más información gracias a las redes sociales, aunque sea sesgada y en muchos casos anecdótica. «Hace unos días supe que se estaba votando la ley del aborto en el congreso y Pedro Sánchez, el del PSOE, votó en contra de lo que llevaba diciendo unos días. Por lo visto porque se equivocó. Me enviaron el vídeo por guasap a los veinte minutos de haber ocurrido», decía a este diario Álvaro Mangut, uno de los jóvenes entrevistados.

En general, todos ellos reconocen estar poco informados sobre los candidatos que se presentan a la Junta de Extremadura o su Ayuntamiento, pero afirman que en las cuatro semanas que quedan hasta la elecciones se esforzarán por saber más con el fin de orientar mejor su voto en las cuatro semanas que quedan hasta la cita electoral, la primera de su vida.

El mismo informe del Centro Reina Sofía habla de que, en España, votar en las elecciones es la acción política más realizada por la población de entre 15 y 29 años. Lo hace el 54,5%, muy por encima de participar en una huelga (27%), firmar una petición (25,8%), participar en manifestaciones autorizadas (21,7%), colaborar con una organización (13,1%) o boicotear productos (12,4%).

Según el sociólogo cacereño Marcelo Sánchez Oro, «los sondeos ponen de relieve el interés creciente de un segmento de la juventud por la organización política del país, y creo que este interés surge de la gestión de la crisis. A diferencia de otras crisis, ésta se ha vivido de manera muy intensa en las familias, por lo que ha pasado de la esfera pública a la privada».

A grandes rasgos, la conclusión es que el joven de hoy se acerca más a la política que el de hace seis o siete años.

Además, manejan más información gracias a las redes sociales, aunque sea sesgada y en muchos casos anecdótica. «Hace unos días supe que se estaba votando la ley del aborto en el congreso y Pedro Sánchez, el del PSOE, votó en contra de lo que llevaba diciendo unos días. Por lo visto porque se equivocó. Me enviaron el vídeo por guasap a los veinte minutos de haber ocurrido», decía a este diario Álvaro Mangut, uno de los jóvenes entrevistados.

En general, todos ellos reconocen estar poco informados sobre los candidatos que se presentan a la Junta de Extremadura o su Ayuntamiento, pero afirman que en las cuatro semanas que quedan hasta la elecciones se esforzarán por saber más con el fin de orientar mejor su voto en las cuatro semanas que quedan hasta la cita electoral, la primera de su vida.

El mismo informe del Centro Reina Sofía habla de que, en España, votar en las elecciones es la acción política más realizada por la población de entre 15 y 29 años. Lo hace el 54,5%, muy por encima de participar en una huelga (27%), firmar una petición (25,8%), participar en manifestaciones autorizadas (21,7%), colaborar con una organización (13,1%) o boicotear productos (12,4%).

Según el sociólogo cacereño Marcelo Sánchez Oro, «los sondeos ponen de relieve el interés creciente de un segmento de la juventud por la organización política del país, y creo que este interés surge de la gestión de la crisis. A diferencia de otras crisis, ésta se ha vivido de manera muy intensa en las familias, por lo que ha pasado de la esfera pública a la privada».

Según dice, a los jóvenes ya no les interesan los partidos tradicionales de izquierdas y derechas. En su facultad, la de Turismo y Empresariales, afirma que no se han caracterizado nunca por una alta movilización social, sin embargo ha detectado que las últimas huelgas han tenido bastante seguimiento, y esto cree que es un indicador de que los jóvenes se han vuelto más participativos en los asuntos que les afectan. Otra observación que hace Sánchez Oro es que su alumnado es muy pesimista sobre su futuro. «Esto llama la atención porque a su edad se debe tener una expectativa vital más positiva».

El efecto 15M

Para muchos de los que el mes que viene acudirán a votar por primera vez, el movimiento del 15M, ocurrido en 2011 en mitad de la campaña electoral, supuso un despertar en su conciencia política. La mayoría de los que votarán dentro de un mes por primera vez rondaba entonces los 14 años de edad y vieron por los medios que una parte de la sociedad se levantaba contra lo establecido.

Según el estudio del Injuve denominado ‘Jóvenes, participación y cultura política’ realizado aquel año, entre la población de 15 a 19 años las movilizaciones del 15M fueron seguidas con mucho o bastante interés por el 34,3% de las personas de entre 15 y 19 años y por el 45% del grupo comprendido entre 20 y 24 años.

Pese a esta chispa que saltó en la madrileña Puerta del Sol, y el interés creciente detectado por los encuestadores, hay que decir que la percepción de los jóvenes de la política, tal y como está establecida en España, no es positiva, más bien al contrario.

Más de ocho de cada diez jóvenes creen que los partidos políticos solo están interesados en su voto, no en su opinión; siete de cada diez creen que gente como ellos tiene poca influencia en el gobierno; y casi la mitad opina que no tiene sentido votar porque los partidos harán lo que quieran de todos modos.

Además, el sentimiento que inspira la política entre los jóvenes es mayoritariamente, de indignación, responde el 53,9%; casi el mismo porcentaje que la desconfianza, el 52,1%; mientras que solo el 8,8% siente interés por la política. Al 7,1% la política le inspira indiferencia; al 6,3% esperanza y solo a un 2% entusiasmo.

Según el sociólogo Marcelo Sánchez Oro, «los jóvenes van a votar a los partidos alternativos porque con los partidos tradicionales que representan a la derecha y a la izquierda nunca se han sentido motivados (…) quizás no hablen mucho de política, pero por lo que detecto entre ellos comparten un discurso basado en sobreentendidos que no es necesario hacer explícito sobre el diagnóstico de la realidad y el mundo de los políticos, la corrupción o el mercado de trabajo. Al final, comparten unos códigos que les identifican como grupo o generación que se siente perjudicada por la crisis. Es curioso porque esa identidad no existía hace unos años, cuando había pasotismo y entre ellos no existía una reflexión sobre la realidad».

«Ahora –prosigue el sociólogo– existe esa reflexión ideológica, no es política pero sí es sobre lo que pasa, y sienten que hay algunos partidos que pueden representarlos, sienten que pueden cambiar algunas cosas. Es como si hubiera una expectativa en cierto modo ilusionante. No, yo diría que ya no son tan pasotas como antes, y además tienen conciencia sobre lo que ocurre».

Sobre la información que reciben la mayoría de los jóvenes entrevistados para este reportaje reconocía no leer los periódicos a diario, al menos en la forma tradicional en papel, aunque sí por Internet o cada vez que un asunto cobra un plus de relevancia dentro de la dinámica informativa de la semana. En esos casos, además, los temas saltan a las redes sociales, a las que ellos están conectados. Al final, las noticias que más calan entre ellos son las relacionadas con la corrupción, de ahí la mala imagen que tienen de los políticos.

Nerea Ribera, pacense de 18 años, tiene sin embargo una visión más elaborada e incluso no descarta en un futuro afiliarse a un partido político. «Es una vía por la que podemos poner voz a lo que pensamos y poder cambiar algún día lo que no nos gusta», declara.

II EDICIÓN PREMIO DE ENSAYO DE CIENCIAS SOCIALES DE EXTREMADURA: “FORMAS DE VIDA Y CAMBIO SOCIAL”

La Asociación de CIENCIAS SOCIALES DE EXTREMADURA (ACISE) eas_exn colaboración con la ASAMBLEA DE EXTREMADURA

CONVOCA

la SEGUNDA Edición de Premio de Ensayo sobre análisis social de Extremadura, con las siguientes bases:

1.- Podrán participar todos los, pensadores, científicos sociales e investigadores de ciencias sociales que presenten un ensayo. Necesariamente deberá girar sobre la crisis y sus causas y consecuencias sociales en Extremadura.

2.- El Premio se otorgará al trabajo que, a juicio del comité evaluador, sea de mejor calidad en cuanto al tipo de análisis social que se exponga, referido a cualquier ámbito en el que se haya hecho sentir los efectos de la crisis, especialmente en Extremadura.

3.- El texto se presentará en formato Word, a espacio y medio, con un tipo de letra Arial, tamaño 11. Tendrá una extensión mínima de 20 páginas y máxima de 30. Los trabajos incorporarán aquellos cuadros y gráficos que se consideren necesarios, y se presentarán en una versión lista ya para su publicación. Las citas bibliográficas en el texto se harán siguiendo el modelo Harvard. Para más información consultar la web de Asociación de Ciencias Sociales de Extremadura: https://sociologiaext.wordpress.com/

4.- Se establece un premio de 600 euros, diploma acreditativo (se entregará al autor en acto público), y la edición del trabajo por ACISE, en publicación titulada: “LA CRISIS EN EXTREMADURA: FORMAS DE VIDA, ADAPTACIÓN Y CAMBIO SOCIAL”. En ningún caso podrá concederse el primer premio a concursantes premiados en ediciones anteriores.

5.- Se establece dos accésits de 200 euros cada uno, diploma acreditativo (se entregará a cada autor en acto público), y la edición del trabajo por ACISE, en la Revista Extremeña de Ciencias Sociales “ALMENARA”. Otros trabajos presentados, que tengan la calidad suficiente, también podrán ser publicados conjuntamente con los premiados.

6.- Los trabajos deberán ser presentados por su propio autor, con pseudónimo, y deberán enviarse original y 4 copias completas, también se enviará una copia en soporte digital. Cada autor podrá presentar un máximo de dos trabajos.

7.- Acompañará al trabajo un sobre cerrado: en donde constará el pseudónimo del autor; dentro irán todos los datos del autor del ensayo: nombre, apellidos, dirección postal, teléfono, dirección e-mail y un breve currículum. Remitiéndolos a la sede provisional de ACISE: C/ Ocho de Marzo, 5 – 8. 10004 Cáceres.

8.- El plazo límite para la presentación de los trabajos será el 31 de mayo de 2015.

9.- El Jurado estará compuesto por el presidente y el vicepresidente de ACISE, así como por dos profesionales más de ámbito de las ciencias sociales de Extremadura que tengan un reconocido prestigio de ámbito nacional. El Jurado tendrá en cuenta en sus deliberaciones la calidad de los trabajos y resolverá en cuantos aspectos no contemplados en estas bases surjan a lo largo del proceso de concesión del premio.

10.- El fallo será emitido en el cuarto trimestre de 2015, y el premio será entregado en el transcurso de un acto que se celebrará en la sede del Parlamento Regional de Extremadura, Mérida. La entrega del premio será personal e intransferible y en caso de no darse este requisito presencial se entenderá su renuncia al mismo, salvo fuerza mayor, a criterio del Jurado.

11.- El fallo se remitirá a los medios de comunicación y será publicado en la web de ACISE: https://sociologiaext.wordpress.com/

12.- La participación en el certamen implica la aceptación de estas bases. La organización destruirá los originales no seleccionados para el premio y la publicación y no se mantendrá correspondencia con los participantes.

13.- A efectos de esta convocatoria, se darán por admitidos a la misma, los trabajos recepcionados por ACISE, realizados con el propósito de participar en un premio de ensayo de ciencias sociales, hasta la fecha de la emisión de estas bases.

Cáceres, 5 de febrero de 2015.

PRESENTACIÓN EN MADRID DE LA REVISTA ALMENARA.

Cáceres, 12 de enero de 2015. Redacción Revista Almenara.

La Asociación de Ciencias Sociales de Extremadura (ACISE) presentará en Madrid el próximo jueves día 15, en el “Colegio Nacional de Sociólogos y Politólogos”, su publicación de carácter social y científico, la “Revista Almenara”. La publicación de ACISE ha sido posible gracias al producto de siete años de actividad divulgadora del trabajo investigador que llevan a cabo sus profesionales del ámbito regional: abogados, sociólogos, politólogos, geógrafos, trabajadores y educadores sociales y antropólogos han tenido cabida entre las páginas de sus números editados.

“Almenara” ha publicado trabajos de investigadores sociales correspondientes a los ámbitos de intervención sobre políticas sociales y económicas, tratado además temas como la exclusión social, la inmigración, las redes sociales y su capital social, los programas de formación ocupacional, los servicios sociales, las nuevas tecnologías y la antropología rural y agraria. “Son cuestiones que afectan directamente a nuestra región y que requieren de respuestas o soluciones en la práctica de nuestras sociedades”- nos asegura Marcelo Sánchez-Oro, presidente de ACISE. “Se trata, en suma, de un modo de hacerlas visibles al conjunto de la sociedad extremeña, principalmente, a través de “Almenara” y a través de los profesionales que colaboran con ella.

Sin embargo, el mayor protagonismo recae sobre su director José Ignacio Urquijo Valdivielso el impulsor de este proyecto desde su primeros inicios: “La evolución de la revista es sorprendente- nos asegura- cada vez goza de un mayor prestigio en España y poco a poco en Iberoamérica. Aún nos queda un largo camino, pero no deja de ser sorpresivo que una publicación tan joven como Almenara haya llamado la atención en los círculos profesionales y académicos de nuestro entorno nacional e internacional”. José Ignacio Urquijo deja claro que muy pocas regiones en nuestro país cuentan con publicaciones de ámbito científico y divulgador de carácter social. “Siendo Extremadura una comunidad donde su censo profesional es estrecho y los recursos limitados, se puede hablar de un éxito inesperado para nuestra revista”.

La revista “Almenara”, resultado del esfuerzo de todos.

Cuando se le pregunta a Urquijo qué factores han resuelto el empuje de la publicación, apela al alto grado de profesionalidad y experiencia del que dispone Extremadura en el sector de las ciencias sociales: “suena a tópicos, lo sé, pero la colaboración de todos ha sido clave y el ingrediente secreto de esta receta es la solidaridad intelectual de todos con este proyecto”- afirma orgulloso. “También la ilusión-continua- porque en tiempos de crisis, con un presupuesto nimio, no se ha podido apelar al importante respaldo económico que tras de sí se esconde en este tipo de publicaciones; la publicidad o el mecenazgo tampoco son los mejores aliados de la publicaciones de carácter crítico-social, aunque sería justo decir que algunas instituciones privadas o empresas apoyan otras actividades de ACISE que repercuten en los contenidos de la revista”. Urquijo no olvida el apoyo de una institución pública en concreto: “Sin la Diputación de Cáceres, nuestro editor, este proyecto no hubiera alcanzado el impulso necesario, no sólo en nuestra región, sino en el resto del país y en el contexto iberoamericano”. La revista, no obstante, se adapta a los tiempos de crisis: “Hemos escuchado voces críticas, pero hay que decir que en relación a su impacto en la marca Extremadura y a las contribuciones técnicas que aporta al conjunto de nuestra sociedad, el coste de edición para la Diputación es nimio”. La mayor parte del trabajo se lleva a cabo desde la redacción de “Almenara”, sin ningún tipo de coste subvencionado por las administraciones más allá de la edición. “Somos conscientes que existen otras prioridades sociales”, concluye Urquijo.

Marcelo Sánchez Oro, también hace destacar el papel participativo de la Universidad de Extremadura y la de otros países y regiones en “Almenara”. José Antonio Pérez Rubio, ex decano y catedrático de la Uex y miembro de su comité científico, el que valora el grado de calidad de los estudios y publicaciones, considera que el apoyo de la Asamblea también ha sido determinante. “La Asamblea de Extremadura supone unas de las instituciones más transparentes de nuestra región, un entorno social de comunicación y debate que va más allá de sus funciones administrativas. Esto ha sido fundamental para nosotros, para que se fomente nuestro debate abierto”.

Almenara”, de libre acceso en Internet.

Las dificultades de las revistas, como suele ocurrir en casi todas las instituciones que como ACISE se perfilan sin ánimo lucrativo, suelen ser económicas. “Almenara” comenzó su andadura editorial siendo financiada gracias a los presupuestos anuales de su asociación y las cuotas de sus afiliados. Pero superado el coste de su edición hoy estas dificultades se han trasladado a los relativos de tirada y de distribución, un número de ejemplares limitados y una demanda cada vez mayor. “La remisión a bibliotecas, universidades y centros de estudios e investigación, medios y administraciones se lleva una parte importante de nuestros ejemplares y del presupuesto de la revista”. Eso sí, “de momento-insiste Urquijo- nadie que lo ha solicitado se ha quedado sin su ejemplar gratuito”. No obstante esta cuestión se ha resuelto por parte de “Almenara” acudiendo a internet y otras instituciones, como DialNet, un portal de publicaciones científicas perteneciente a la “Universidad de La Rioja”, referente a nivel mundial de los estudios e investigaciones sobre Ciencias Sociales de habla ibérica: “Quien quiera acceder a nuestra publicación en internet puede hacerlo de un modo rápido y sin restricciones”.

ACISE concluye con este acto de presentación de “Almenara” en Madrid, el Periodo I de su revista. “Ahora queda seguir trabajando en ella, en su segundo periodo, y aglutinar esfuerzos para su consolidación”-concluye Sánchez-Oro. La revista se concretó bajo unos de los proyectos que ACISE persigue como institución y que vienen a cubrir en cierta medida de lo posible las necesidades o funciones de un Instituto de Ciencias Sociales que ya existen en otras regiones y que agrupa el conocimiento de estos colectivos de profesionales sociales; pero que, según su presidente “lamentablemente, no existe en Extremadura”. Sánchez-Oro termina diciendo: “No obstante, ahora se trata de algo que la región no se puede permitir y tenemos que ser conscientes de esta circunstancia desde los diversos ámbitos de las Ciencias Sociales en Extremadura; pero no por ello vamos a dejar de trabajar para dar cobertura a nuestros profesionales y a nuestra región para hacer resaltar su trabajo, esfuerzo y prestigio en materia de asuntos sociales y científicos”. Almenara inició su proyecto en 2009 y va camino de su séptimo número.

Conferencia de Octavio Uña sobre “Sociedad del Conocimiento y de la Comunicación: nuevas formas de participación ciudadana”

Tuvo lugar en Cáceres el pasado día 6 de febrero dentro del III Ciclo de Conferencias Sociológicas de ACISE.

Foto: De izquierda a derecha según lo vemos desde el monitor del ordenador: José Ignacio Urquijo, Vicepresidente de ACISE y director de la Revista Extremeña de CC.SS, “Almenara”; Jerónima Sayagües, Subdelegada del Gobierno y Presidenta de la Fundación Valhondo; el catedrático de la Universidad Rey Juan Carlos I, el Dr. Octavio Uña; y ya por último Irene Morán, directora del comité científico del III Ciclo de Conferencias Sociológicas ACISE 2014.

Foto: El Pr. Uña, diseccionando su conferencia magistral sobre Sociedad del Conocimiento y de la Información. “En muchas ocasiones somos como el burro del gitano: sabe leer pero no pronuncia; somos muy participativos en las redes sociales, pero en la mayoría de las ocasiones no vamos más allá. Para un verdadero cambio social tenemos que pasar del propósito virtual del discurso en la red a la transformación social. La transformación está en el plano físico, las redes sociales de internet son tan sólo un soporte de contacto previo a la acción social participativa”.

Foto: La Subdelegada del Gobierno en Cáceres, Jerónima Sayagües, mecenas del I Premio de Ensayo de Ciencias Sociales de Extremadura, lleva a cabo la apertura oficial de las jornadas: “La sociedad informacional es tan abierta y democrática que da cabida hasta los peligros y extremismos que encierra la comunicación de redes. La labor de los sociólogos es estar alerta de estas tendencias y prevenirlas”. A su izquierda, el Catedrático y Doctor, el Pr. Octavio Uña.

Inauguración del Ciclo de Conferencias. Abre Urquijo, Vicepresiedente de ACISE la presentación de las jornadas, en el sala de conferencias de la Cámara de Cáceres: “Estamos realmente orgullosos de nuestra participación en la sociedad extremeña y lo que estamos aportando con nuestra iniciativa profesional”.

Foto: Alumnos de la Universidad de Extremadura organizando el taller-laboratorio que sobre la conferencia del Dr. Uña llevarán a cabo en las facultades bajo la coordinación de la directora de las jornadas científicas, la Pra. Doña Irene Morán (en la imagen a la izquierda).

Retiran la Medalla de Villanueva al capitán Gómez Cantos

La decisión fue adoptada de forma unánime por PSOE, PP e Izquierda Unida. El alcalde villanovense lo describe como “un exterminador”

28.01.14 – 00:21 – FRAN HORRILLO | HOY |

FUENTE: http://www.hoy.es/v/20140128/villanueva/retiran-medalla-villanueva-gomez-20140128.html

Capitán Gomez Cantos

Manuel Gómez Cantos

El pleno de Villanueva aprobó de forma unánime, con los votos de los tres grupos de la Corporación, revocar el acuerdo de pleno de 1939, en el que se concedió la Medalla de Oro de la ciudad al capitán de la Guardia Civil Manuel Gómez Cantos, un asunto con el que se trataba de dar respuesta a la petición que en su día se realizó desde la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica de Extremadura.

En palabras del alcalde Miguel Ángel Gallardo, el citado capitán «no tiene ningún mérito para tener una Medalla de Villanueva, sino todo lo contrario, ya que además de un asesino fue un exterminador».

«En 1936 era un sanguinario capitán, sinónimo de muerte y miedo 77 años después. Aunque hay muchas más razones para revocar la concesión, con lo expresado es suficiente y no puede ni debe compartir honores y distinciones con quienes en la historia, presente y futuro de Villanueva de la Serena, se dediquen a honrar a esta ciudad», aseguró el portavoz municipal, Manuel Mejías.

Por su parte, el portavoz del PP, José Antonio Manzano, indicó que «no merece debate esta persona por su sanguinaria historia» y mostró el apoyo de su grupo a esta propuesta.

Por último Encarna Muñoz, de IU, agradeció a la Armhex la oportunidad de rectificar esa concesión, «por memoria, justicia y reparación».

A Gómez Cantos se le considera el responsable de la muerte de 33 hombres, la mayoría villanovenses, que fueron detenidos durante el ‘alzamiento nacional’, arrestados y, finalmente, fusilados, en 1938.

El historiador Francisco Javier García abordó en un libro la vida de este mando de la Guardia Civil que ordenó asesinar a más de un centenar de personas hasta 1945, cuatro de ellos pertenecientes a este cuerpo.

La idea de dedicar una obra surgió porque uno de los guardias civiles que fusló era de Arroyo de la Luz (Cáceres), población natal del autor, que se interesó por el tema.

El guardia civil de Arroyo de la Luz murió junto a dos compañeros en Mesas de Ibor (Cáceres), acusado de “cobardía ante el enemigo”, en un episodio más de la “espiral de violencia” que Gómez había desencadenado y que ahora se relata en el libro “Manuel Gómez Cantos. Historia y Memoria de un mando de la Guardia Civil”.

Los mandos de la Guardia Civil consideraron que con este hecho ocurrido en 1945 Manuel Gómez había ejercido un abuso de autoridad y fue destituido y conducido ante un Consejo de Guerra en Madrid, aunque la pena solo consistió en un año de prisión y una indemnización a las viudas de los guardias civiles.

Detrás había dejado un gran número de asesinatos, pues mandó fusilar a muchos campesinos o enlaces de los guerrilleros antifranquistas, entre otros, la mayoría en el contexto del movimiento de los maquis de postguerra.

Manuel Gómez ejerció casi toda su vida en Extremadura, donde dejó su principal estela de muertes, aunque protagonizó diversos episodios “muy violentos” en Andalucía, después de que Marbella cayera en manos de las tropas nacionales y donde ejerció una violencia “indiscriminada”.

Además de los tres guardias civiles que mandó matar en Mesas de Ibor, hizo lo propio con un oficial al cargo de la línea de Don Benito durante el inicio de la Guerra Civil, en septiembre de 1936.

Tras el Consejo de Guerra de Madrid pidió, mientras estaba en prisión, el retiro voluntario y dejó de estar en activo. Vivió hasta los años 70 en Cáceres, para marchar posteriormente a Madrid, donde fallecería.

Las III Conferencias Sociológicas abordan el modelo de sociedad tras el final de la crisis

04.02.14 – 00:12 – REDACCIÓN HOY | CÁCERES.
FUENTE: http://www.hoy.es/v/20140204/caceres/conferencias-sociologicas-abordan-modelo-20140204.html

Todos los jueves del mes de febrero y el primero de marzo se celebrará el III Ciclo de Conferencias Sociológicas titulado este año ‘Del Estado del Bienestar a la sociedad participativa. Cambio de modelo’, organizadas por la Asociación de Ciencias Sociales de Extremadura (Acise).

«Las conferencias están centradas en la salida de la crisis y en el modelo de sociedad que se espera alumbre el final del túnel», explican desde el colectivo, presidido por Marcelo Sánchez-Oro.

El próximo día 6 tendrá lugar la primera a cargo de Octavio Uña Juárez, catedrático de Sociología de la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid, quien hablará sobre la ‘Sociedad del conocimiento y de la comunicación. Nuevas formas de participación ciudadana’.

Será a las 19 horas en el salón de actos de la Cámara de Comercio. Además, participarán la socióloga y profesora de la Universidad de Extremadura (Uex) Irene Morán como moderadora; el vicepresidente de Acise, José Ignacio Urquijo, como presentador de este III ciclo; y la subdelegada del Gobierno Jerónima Sayagués como invitada a la apertura.

En los siguientes jueves, los ponentes serán Rocío Blanco Gregory, profesora de Sociología de la Uex (día 13, a las 20 horas en la Biblioteca Pública, como el resto de los actos); el pedagogo Luis López Silva (día 20); y Ángela de la Montaña y Judit Amador (día 27), trabajadora social de Comisiones Obreras y secretaria de la Asociación de Empresas de la Dependencia de Extremadura, respectivamente. El 6 de marzo el formato será de mesa redonda sobre el tema ‘Saliendo de la recesión’.

III CICLO DE CONFERENCIAS SOCIOLÓGICAS DE ACISE. “Del Estado de Bienestar a la Sociedad Participativa: cambio de modelo”

 iii viclo conferencias aciseDescargar cartel de las jornadas

III CICLO DE CONFERENCIAS SOCIOLÓGICAS DE ACISE.

“Del Estado de Bienestar a la Sociedad Participativa: cambio de modelo”.

La Asociación de Ciencias Sociales de Extremadura inicia su programa de actividades 2014 con su ya tradicional Ciclo de Conferencias. En esta ocasión centrada en la salida de la crisis económica y en el nuevo modelo de sociedad que está resultando de la misma.

Las conferencias propuestas, que empezarán en centrarse en el Pr. Octavio Uña y en sus estudios acerca de cómo la sociedad del conocimiento ha ordenado nuevas formas participativas de ciudadanía, buscan encontrar modelos de reflexión que refrenden o cuestionen la constatanción de un nuevo cambio social e institucional en nuestro país derivado de la larga crisis económica y social.

Este nuevo ciclo de conferencias de ACISE, cuya apertura oficiará la Subdelegada del Gobierno en Cáceres, Dña. Mª. Jerónima Sayagués, en la sala de conferencias de la Cámara de Comercio y de Industria del próximo jueves día 6 de febrero, tendrá su continuación y se llevarán a cabo todos los jueves en la Biblioteca Pública de Cáceres desde el 13 de febrero al 6 de marzo. En ellas también se abordarán temas en transformación como la educación, la formación profesional, los servicios asistenciales y de dependencia y la economía social.


Octavio Uña

Mª. Jerónima Sayagués